Evita las distracciones

Evita las distracciones

El éxito empresarial no se consigue fácilmente, sin embargo, no es para nada imposible y se logra cuando se evita las distracciones que tengas diariamente, mejorando tu productividad  y cumpliendo con todas esas metas que quieres lograr en cuanto a tu negocio. Deberás recordar diariamente que, si quieres emprender, la procrastinación será tu mayor enemigo.

Este no es más que la acción de posponer todas esas actividades o deberes que de una u otra forma no nos divierten tanto pero que debemos atender, por otras más agradables o placenteras.Evita las distracciones eliminando de tu vida todos aquellos obstáculos que puedan postergar esas actividades importantes a través de hábitos personales que te potencien, motiven o de alguna manera te permitan ser productivo en el transcurso del día.

Un método efectivo que evita las distracciones es el de usar una especie de antifaz o anteojeras imaginario, de este modo podrás disipar el ruido de alrededor y mantenerte enfocado en lo que estés trabajando en lo que debas hacer.

¿Cuándo te das cuenta de que te distraes?

Evita las distracciones

Se evita las distracciones al momento en que te das cuenta que de verdad no estás haciendo esas tareas sencillas del día a día como limpiar tu casa, ir a comprar o al médico, no te cuidas a ti mismo, no haces ejercicio, dejas todo para el último día y aplazas compromisos o negocios importantes para otro momento.

Evita las distracciones, lograrás disciplinarte y concentrarte seriamente en tus objetivos personales; pues podrías llegar al punto en que sientas insatisfacción, frustración o estancamiento por no poder llegar a tu meta. Recuerda, sin auto disciplina diaria el emprendimiento no será exitoso.

Suele ocurrir algo muy en el fondo del por qué la persona no evita las distracciones, esto hablando en el ámbito de la psicología. Las personas que procrastinan suelen tener dudas consigo mismas, así como baja tolerancia a los momentos de tensión.

Evita las distracciones diarias con estos 6 ejemplos

Reduce la procrastinación y evita las distracciones diarias con estas 6 formas de concentración. Recuerda que si quieres mejorar tanto tu vida personal como empresarial deberás eliminar estos obstáculos auto impuestos por ti mismo. Estos son algunos ejemplos que puedes seguir:

  • Quita todo lo que pueda distraerte. Ya sea desde el televisor hasta cualquier objeto en el que puedas concentrar tu atención innecesariamente.
  • Cierra las aplicaciones de tu ordenador. Más que todo las que pueden distraerte y que no utilices en ese momento, desde el correo hasta las redes sociales hasta que termines de trabajar.
  • Olvídate de las preocupaciones. Las distracciones mentales no te llevarán a nada bueno, más bien te estancarán.
  • Deja el teléfono en algún lugar alejado. Guárdalo, ponlo en silencio o en modo avión. Evita revisar el Whatsapp o el Instagram.
  • Evita las visitas. Explícale a las personas que tienes un horario y que pueden volver en los momentos en que no estés trabajando o haciendo tus actividades.

Sigue estos consejos y evita las distracciones poco a poco, cumple con tus objetivos o actividades y verás cómo mejorará tu vida en muchos aspectos. Es importante que todo cuente ¡Concéntrate y empieza a hacer lo que verdaderamente tú quieres!

 

CRM