5 cosas que no sabías sobre el trabajo en equipo y debes aprender

trabajo en equipo

Pasamos gran parte de nuestra vida trabajando en equipo junto a otras personas, sin embargo, es común que desarrollemos rechazo por la práctica. Eso no es sorprendente, porque, a pesar de nuestros mejores esfuerzos, el trabajo en equipo a veces falla y se vuelve muy estresante.

A menudo, la razón detrás de este fracaso es la implementación de creencias falsas e incluso nuestras propias expectativas sobre cómo se debe trabajar en equipo. Por ello hoy hablaremos acerca de 5 cosas que no sabías y que deberías de implementar para mejorar la eficiencia en tus equipos.

Los equipos de gran desempeño trabajan juntos en perfecta armonía

Solemos pensar que una armonía perfecta es de gran ayuda. Permitiendo una interacción fluida entre los integrantes de un equipo y evitando debates que son una “pérdida de tiempo”. Sin embargo, esto puede no ser verdad.

El término pensamiento de grupo hace referencia al fenómeno, en el cual los miembros de un equipo aceptan lo que la mayoría piensa; aunque no consideren que sea la mejor decisión, solo con el fin de evitar ir en contra de la corriente.

Como consecuencia, esto conduce a la supresión de opiniones individuales e ideas creativas, lo que puede resultar en decisiones malas e ineficaces. Por ello los desacuerdos, cuando se gestionan bien y se enfocan en las metas del equipo, pueden concebir mejores soluciones.

Un consejo práctico es fomentar la crítica y la retroalimentación constructiva. Buscando opiniones objetivas, impersonales y oportunas.

¿Cuánto más grande el equipo, mejor?

Dos cabezas son mejores que una, pero doce pueden empeorar el trabajo en equipo. La expansión del equipo tiene sus límites y los líderes a menudo hacen que los equipos sean demasiado grandes al tratar de hacerlos homogéneos.

Aunque los grupos más grandes pueden ofrecer una gama más amplia de soluciones, también pueden caer fácilmente en la holgazanería social. Donde las personas tienden a subestimar el tiempo de finalización de las tareas a medida que aumenta el tamaño del equipo. Por ello, los equipos pequeños suelen ser más eficientes.

trabajo en equipo

Más tiempo juntos = mejor trabajo en equipo

Muchas veces se puede pensar que los nuevos miembros aportan energías y opiniones frescas a un equipo y que sin ellos, los antiguos integrantes corren el riesgo de volverse desatentos. Por esta razón en muchas ocasiones se tiendan a mezclar integrantes de distintos equipos.

Sin embargo, cuanto más tiempo permanezcan los miembros juntos como un grupo intacto, mejor lo harán, generando un mejor ambiente de trabajo.

Fallar en planificar es planear fallar

Casi cualquier equipo tiene a alguien o algunas personas que están muy enfocadas en la tarea o que son muy competitivas y, naturalmente, solo quieren seguir adelante con el trabajo.

Sin embargo invertir algo de tiempo en planificar las actividades y designarlas es de suma importancia para cualquier líder, ya que permite tener una visión objetiva del panorama general.

¿Todo lo que necesita un grupo son personas con las habilidades adecuadas? … ¿cierto?

“El trabajo en equipo es prácticamente mágico. Para cosechar sus frutos, solo hay que juntar personas habilidosas y decirles en superficialmente lo que se necesita”. Esta es una percepción errónea muy común al crear equipos.

En realidad, se necesita una cuidadosa reflexión al formar un equipo. Tener integrantes con las habilidades adecuadas no siempre es suficiente y, a veces, lo que se necesita es compromiso y confiabilidad. Ya que si un equipo puede comprometerse entre sí, podrá llegar a las mejores soluciones posibles y reunir grandes ideas.

De hecho, saber cuándo comprometerse no solo es beneficioso para los resultados, sino también excelente para la dinámica del equipo. Por ello al componer un equipo se recomienda buscar integrantes que sean: excelentes comunicadores (personas receptivas, que saben escuchar) y proactivos.

Recuerda…

El trabajo en equipo, cuando se gestiona bien, puede ser uno de los procesos más gratificantes que puede experimentar cualquier empresa. Para ponerlo en palabras de uno de los mejores atletas de nuestro tiempo, Michael Jordan: «El talento gana partidos, pero el trabajo en equipo y la inteligencia ganan campeonatos».

¡Buena suerte!

CRM