Tu empresa necesita un ERP: Indicadores

tu empresa necesita un ERP

Tanto las grandes como pequeñas empresas constan de diferentes áreas que trabajan juntas y de forma coordinada para gestionar las distintas tareas; pero cada una de esas áreas genera una gran cantidad de datos durante el proceso. Si tienes problemas gestionando toda esa información tu empresa necesita un ERP.

El Enterprise Resource Planning o ERP es un sistema de gestión que busca integrar toda la información de la empresa y organizarla, automatizando los principales procesos. Muchos problemas de manejo de datos, stock y flujo de comunicación entre áreas pueden ser señales de que deberías considerar un ERP.

Los indicadores que muestran que tu empresa necesita un ERP

Existen varias formas de saber qué problemas tiene tu negocio y si dichos problemas pueden solucionarse a través de este sistema de gestión. A continuación, te contamos los principales indicadores que son sinónimos de necesitar un Enterprise Resource Planning:

Problemas con el manejo de datos

Como mencionamos anteriormente, cada área de una empresa recopila datos que son de interés para ella misma y para las demás áreas. Pero si dichos datos no se recopilan de forma ordenada y eficiente, será muy difícil acceder a ellos, o incluso podrías experimentar pérdida de información valiosa.

Cuando esto pasa, difícilmente conocerás el estado real de tu empresa, cuáles son sus fallas y qué se debe corregir. Por lo tanto, se necesita centralizar todos los datos de la empresa en un solo lugar, accesible para quién requiera de dicha información.

Uso de software diferentes dentro de una misma empresa

Si cada departamento recoge datos de forma única o a través de software o programas diferentes, será muy difícil acceder a un cuadro general. Muchas áreas de las empresas requieren de la comunicación directa y continua con otras áreas para llevar a cabo una tarea.

Por lo tanto, si se usan diferentes herramientas puede cortarse la línea de comunicación entre las distintas áreas. Esto dará como consecuencia problemas relacionados a la mala atención al cliente, problemas de reemplazo del stock y mal desempeño general de las tareas.

Se pierde mucho tiempo con el trabajo manual

Muchas veces los datos se recogen de forma manual, pero si se cuenta con una amplia variedad de clientes este trabajo puede tomar mucho tiempo. Además, la sobrecarga de trabajo manual puede dar lugar a que se cometan errores humanos con mayor frecuencia.

Con un ERP muchos de esos procesos pueden automatizarse para facilitar el trabajo de recolección y actualización de toda la información.

Utilización de herramientas poco intuitivas

tu empresa necesita un ERP

Aunque tu empresa use el mismo software de gestión de información, si este es muy complejo y poco intuitivo es más difícil tener los datos al día. El uso de un ERP puede proporcionar herramientas más útiles y prácticas que permitan acceder y compartir los datos de forma más satisfactoria.

Clientes insatisfechos, baja en las ventas

Cuando las cosas no funcionan bien en la empresa, eso se refleja en la actitud de los clientes hacia los servicios ofrecidos. Si no se está a la altura para atender las necesidades o requerimientos del cliente, estos migrarán a otro lado y esto afectará negativamente las ventas.

Si tu empresa tiene uno o varios de los problemas antes mencionados, este es un indicador muy claro de que tu empresa necesita un ERP.

CRM