Cómo crear la propuesta de tu valor de tu negocio

crear la propuesta de valor de tu negocio

Los productos de cualquier negocio no se venden solos. Aunque sea muy bueno, siempre se necesita de ayuda para poder dar a conocer el producto y sus características; por este motivo es que es necesario crear la propuesta de valor de tu negocio.

La propuesta de valor, logra que tus clientes e incluso futuros clientes, se enganchen al producto que estás ofreciendo en el mercado; algo que desea cualquier emprendedor o empresario, así que esperamos que esta información te ayude a lograr ese objetivo.

Qué se necesita para crear la propuesta de valor de tu negocio

crear la propuesta de valor de tu negocio

Vamos hablar a continuación de tres factores imprescindibles para que logres crear la propuesta de valor de tu negocio, toma en cuenta que estos tres factores no son individuales, ¿Qué queremos decir con esto?

Nos referimos a que debes saber combinar estos tres factores según tus circunstancias y necesidades. Empecemos con el análisis.

Demanda

La demanda de un producto o servicio está muy relacionado con la necesidad existente en el mercado, así que debes conocer y entender cómo tu producto o servicio puede ser capaz de solucionar los problemas o necesidades de tus clientes actuales y futuros.

Ahora bien, la necesidad debe ser ficticia o imaginaria, ¿A qué nos referimos? Seguramente como negociante entiendes que no todos los productos son de primera necesidad; para ilustrarlo, piensa en un gel para el cabello, ¿Verdad que este no es necesario para vivir? ¿No es cierto que sin el gel para el cabello cualquiera puede seguir con su vida?

Bueno, es allí donde podemos crear la necesidad para que los clientes adquieran un producto; implementado argumentos que hagan pensar a tus clientes que necesitan el producto o servicio que estás ofreciendo.

Habilidad

Creada la demanda es necesario que tengas la habilidad necesaria para ofrecer tus servicios o productos, con relación a esto queremos destacar que, la habilidad va de la mano con la pasión por lo que haces.

Alguien, por ejemplo, podría ser hábil para pintar apartamentos, pero esto no lo apasiona, por ende, aunque es hábil, su servicio no es de calidad. Este punto muestra lo importante que es tener habilidad, pero con pasión, ambas combinadas, te pueden ayudar a identificar problemas y soluciones para generar mercados productivos.

Imprescindible

Cuando hablamos de ser imprescindible, nos referimos a que tu producto o servicio debe destacarse de los demás, debe ser y tener algo que los demás no posean; que esto lo haga fundamental, imprescindible, escaso, difícil de reemplazar.

Alguien podría comprar tu producto una vez, pero si consigue el mismo producto con las mismas especificaciones y características y a un precio menor, ¿Qué crees que pasará? Lógico, perderás a un cliente porque tu producto, aunque es bueno, no ofrece algo distinto.

Aspectos importantes a tener en cuenta

De seguro has notado que la originalidad es fundamental para crear la propuesta de valor de tu negocio; así que recuerda, combina la demanda, habilidad y se imprescindible. Estudia muy bien tu mercado, conoce a fondo los problemas, piensa en soluciones, muestra pasión por lo que haces o produces y de seguro tendrás un negocio exitoso.

CRM